Este tipo de tecnología tiene el potencial de ser una de las mayores amenazas a la libertad y la libertad en la historia de la humanidad.  Al principio, estos microchips implantables se nos venderán como uno de los mayores "avances" todos los tiempos, pero al final terminarán esclavizando a la humanitdad totalmente.

Este tipo de tecnología tiene el potencial de ser una de las mayores amenazas a la libertad  en la historia de la humanidad.
Al principio, estos microchips implantables se nos venderán como uno de los mayores “avances” todos los tiempos, pero al final terminarán esclavizando a la humanitdad totalmente.

¿Está listo para tener un microchip implantado en su cerebro? 

Esto puede no sonar muy atractivo para usted en este momento, pero es exactamente lo que las grandes compañías farmacéuticas y las grandes empresas de tecnología han planeado para nuestro futuro.

Están invirtiendo millones de dólares en investigación “de vanguardia tecnológica” que permita implantar microchips para “mejorar”  nuestra salud y nuestras vidas.

Por supuesto, nadie le va a obligar a tener un microchip implantado en su cerebro cuando se introduzca masivamente.  Inicialmente, los implantes en el cerebro se comercializarán como “avances revolucionarios” para ‘curar enfermedades crónicas’ de manera que permita a las personas con discapacidad llevar una vida normal. Cuando los “beneficios” de esa tecnología se demuestren al público en general, la mayoría de la gente querrá tener las  “súper capacidades” que ofrecerán.

Imagínense la publicidad que rodeará estos implantes, cuando la gente descubra que puede deshacerse de su exceso de peso en cuestión de días o que se puede descargar un curso universitario completo en su memoria en tan sólo horas…

Las posibilidades de este tipo de tecnología son infinitas, y es sólo cuestión de tiempo para tener microchips implantados en su cerebro. Lo que antes era ciencia ficción se está convirtiendo en realidad, y va a cambiar el mundo para siempre.

¿Pero acaso no existirían desventajas potenciales muy graves en tener microchips implantados en nuestros cerebros?

Porsupuesto que sí las hay…

Por desgracia, esta tecnología no está tan lejos de nuestro alcance como usted podría pensar, y la mayoría de la gente ni siquiera imagina de las consecuencias negativas.

De acuerdo con un  artículo en el Financial Times, la compañía farmacéutica del futuro incluirá un negocio “bioelectrónico” que “tratará las enfermedad a través de señalización eléctrica en el cerebro y en otros lugares.”

Prometen que enfermedades como la diabetes, la epilepsia y trastornos como la obesidad y la depresión será serán tratados “a través de implantes electrónicos en el cerebro en lugar de pastillas o inyecciones.”

Estos implantes envíarán señales eléctricas a las células y órganos que están en “mal funcionamiento”. La gente va a ser “totalmente curada” sin tener que tomarse una pastilla o de pasar por el quirófano.

Suena demasiado bueno para ser verdad, ¿no?

Pues bien, el Financial Times dice que el gigante farmacéutico GlaxoSmithKline está trabajando muy duro para desarrollar este tipo de tecnologías.

Moncef Slaoui, el jefe de investigación y desarrollo de GlaxoSmithKline, dice que “el desafío es integrar el trabajo – intruducir interfaces cerebro/ordenador, materiales, nanotecnología, la generación de micro-generadores -Para proporcionar un beneficio terapéutico”

Si un implante en el cerebro pudiera curar una enfermedad que ha estado sufriendo de toda su vida ¿lo aceptaría?

Mucha gente tendrá que enfrentarse a esta decisión en los próximos años.

Y este tipo de tecnología está avanzando vertiginosamente. De hecho, algunos investigadores ya han tenido éxito en el tratamiento de ciertas enfermedades mediante la implantación de microchips en cerebros de ratas.

El siguiente es un estracto de un video documento de Mashable:

Los pacientes con Infartos y la enfermedad de Parkinson pueden beneficiarse de un controvertido experimento que consistió en implantar microchips en ratas de laboratorio. Los científicos dicen que las pruebas produjeron resultados efectivos en la investigación del daño cerebral.”

Las ratas mostraron función motríz en la materia gris dañada después del implante de un microchip debajo del cráneo de la rata y electrodos hacia el cerebro de la rata. Sin el microchip, las ratas con tejido cerebral dañado no tenía la función motora. Ambos, tanto el Infarto cerebral asi como el Parkinson pueden causar daño neurológico permanente en el tejido cerebral, por lo que la investigación científica trajo esperanza.

Por otra parte, el gobierno de EE.UU. ha estado trabajando en microchips implantables que controlan la salud de los soldados y mejora sus habilidades en el campo de batalla.

Así es que… esta tecnología, sin duda que se viene…

Pero debe ser muy complicado conseguir un microchip implantado en su cerebro, ¿verdad?

En realidad es bastante simple.

De acuerdo con un artículo en el Wall Street Journal, el procedimiento típico es muy rápido y a menudo sólo requiere una noche en el hospital ….

Los implantes neurales, también llamados implantes cerebrales, son dispositivos médicos destinados a ser colocados en el cráneo, en la superficie del cerebro. A menudo, tan pequeña como una aspirina, los implantes usa electrodos de metal muy delgado para “escuchar” a la actividad cerebral y en algunos casos para estimular la actividad en el cerebro. En sintonía con la actividad entre las neuronas, un implante neural puede esencialmente “escuchar” su actividad cerebral y luego “hablar” directamente a su cerebro.

Si esa posibilidad le produce cierto temor, es posible que se sorprenda al saber que la instalación de un implante neural es relativamente simple y rápido. Bajo anestesia, se hace una incisión en el cuero cabelludo, se taladra un orificio en el cráneo, y el dispositivo se coloca sobre la superficie del cerebro. El diagnóstico de comunicación con el dispositivo puede tener lugar de forma inalámbrica. Cuando no es un procedimiento ambulatorio, los pacientes suelen requerir sólo una noche de estancia en el hospital.

Pero ¿es realmente seguro de tener un dispositivo implantado en la cabeza que puede “hablar” directamente a su cerebro?

Muchas grandes compañías están apostando en el hecho de que en un mundo siempre hambriento de nuevas tecnologías la mayoría de la gente no se molestará por estas cosas.

Por ejemplo, Intel está trabajando en sensores que serán implantados en el cerebro que sea capaz de controlar computadoras y teléfonos celulares. El siguiente es un extracto de un artículo de PC World Reino Unido ….

“En el año 2020, usted no necesitará  teclado ni de  ratón para controlar el computador, dicen los investigadores de Intel. Los usuarios abrirán documentos y navegarán por la web usando nada más que sus ondas cerebrales.

Los científicos en el laboratorio de investigación de Intel en Pittsburgh están trabajando para encontrar maneras de leer y aprovechar las ondas cerebrales humanas para que puedan ser usadas para operar computadoras, televisores y teléfonos celulares. Las ondas cerebrales se potenciarían con sensores Intel implantados en los cerebros de las personas.

Los científicos dicen que el plan no es una escena de una película de ciencia ficción, el Gran Hermano no estará implantando chips en el cerebro en contra de su voluntad. Los investigadores esperan que los consumidores deseen tener un implante.

Una vez más, esto es una prueba de que no es algo a lo que le obligarán en contra de su voluntad.

Estas grandes empresas están apostando por el hecho de que mucha gente va a querer estos implantes en el cerebro.

Incluso ahora, algunos fabricantes de videojuegos están desarrollando auriculares que permiten a los usuarios jugar con sus ondas cerebrales en vez de un joystick o un pad de control.

Otras empresas quieren que sea posible conectar directamente su cerebro a Internet.

IBM, (la misma empresa que creó el sistema de marcación de  judíos durante el Holocausto nazi) está trabajando agresivamente para desarrollar este tipo de tecnología. El siguiente es de un reciente comunicado de prensa de IBM :

Los científicos de IBM se encuentran entre los que investigan la forma de vincular el cerebro a sus dispositivos, tales como un computador o un teléfono inteligente. De ese modo usted sólo tendría que pensar en llamar a alguien, y sucedería. O usted puede controlar el cursor en una pantalla de su computador con sólo pensar en dónde quiere que se mueva.

Científicos en el campo de la bioinformática han diseñado auriculares con sensores avanzados para leer la actividad eléctrica del cerebro que puede reconocer las expresiones faciales, los niveles de excitación, la concentración, y pensamientos de una persona sin que físicamente lo haga.”

Los posibles “beneficios” de esa tecnología van más allá de la imaginación. Un artículo en la página web del canal de la ciencia Discovery  lo dijo de esta manera:

“Si se pudiera bombear datos directamente en tu cerebro, digamos, a 50 Mbps, la velocidad máxima ofrecida por un proveedor de servicios de Internet importante de EE.UU. – usted sería capaz de leer un libro de 500 páginas en menos de dos décimas de segundo .”

¿Cómo sería el mundo si usted podiera descargar una vida de aprendizaje directamente en el cerebro en cuestión de semanas?

Las posibilidades son infinitas. Pero también lo es el potencial de abuso.

Artículos Relacionados:

Microchips implantables que puedan “hablar” directamente al cerebro significaría un gobierno tiránico, la última forma de control.

Si un gobierno pudiera descargar pensamientos y sentimientos directamente en los cerebros de sus ciudadanos, se podría lograr el control total y nunca tendría que preocuparse de sublevados…

De hecho, podría programar estos chips para hacer que sus ciudadanos se sientan bien todo el tiempo. Provocar que los individuos esten en un constante dopaje que nunca termina. Eso haría a los ciudadanos muy dependiente de los chips al punto que nunca querrán renunciar a ellos. Esclavitud voluntaria.

Este tipo de tecnología tiene el potencial de ser una de las mayores amenazas a la  libertad en la historia de la humanidad.

Al principio, estos microchips implantables se nos venderán como uno de los mayores “avances” todos los tiempos, pero al final terminarán esclavizando a la humanitdad totalmente.

 Alternativos.cl – Noticias para Pensar
Permitida la reproducción de nuestro trabajo sólo  si se indica la fuente