Otra víctima de aborto forzado en China exige justicia.

Mujer embarazada de siete meses, fue forzada a recibir una inyección en abril para matar a su hijo.

Mujer embarazada de siete meses, fue forzada a recibir una inyección en abril para matar a su hijo.

El lunes, el abogado Xu Can de Beijing, dijo que representó a un padre de dos hijos, Wu Liangjie de la ciudad de Daji en la provincia de Fujian.

Su esposa de 30 años de edad, Pan Chunyan, que estaba embarazada de siete meses, fue forzada a recibir una inyección  para matar a su hijo.

Wu dice que los funcionarios les exigieron pagar en marzo 45.300 yuanes o sino Pan tendría que abortar.

Wu pagó la suma de 20.000 yuanes, pero el dinero fue devuelto un mes después. Pan fue detenida por las autoridades y encerrada con otras mujeres embarazadas.

A Wu luego le pidieron pague una multa de 55.000 yuanes, la cual, él dice haber pagado al gobierno municipal.

Sin embargo, dos días más tarde, varios coches llenos con de más de 60 personas vinieron a llevarse a Pan al hospital en Xianyou, donde fue obligada a recibir la inyección.

Esto sucede a continuación de otro caso de aborto forzado en Ankang, Shaanxi, a principios de junio, que provocó indignación en todo el país, después que las imágenes del feto abortado que yacía junto a su madre circularon por Internet.

Noticias Relacionadas:

Redacción: Medios de prensa Alternativos.cl
— Noticias para pensar
Prohibida la reproducción de nuestros contenidos.

En el área de