El soldado, y héroe de guerra, que dejó sin palabras a Donald Trump.

héroeEl héroe que quedó gravemente herido en Irak . Que sufrió horribles quemaduras. Y que casi perdió la vida durante una misión al norte de Bagdad en 2007, sorprendió al candidato presidencial republicano Donald Trump esta semana cuando no sólo lo apoyó, sino que se ofreció para ser uno de sus asesores en política exterior.

“Definitivamente, me gustaría aconsejar al Sr. Trump”,  dijo el veterano, que tras el ataque en 2007 dejó el ejército para intentar una carrera como comediante.

“Un buen líder no tiene que saberlo todo”, dijo al Daily Mail. “Nadie sabe todo. Es por eso que él (Trump) se rodea de personas que son expertas en diferentes áreas. Eso es lo que hace a un buen líder. Alguien que puede motivar a la gente de esa manera”.

Y añadió: “Trump es agresivo y eso es bueno.”

“En la guerra, se tienen que hacer cosas que no se hacen en la vida.”

El sargento Bobby Henline, de 44 años, sabe. Teniendo en cuenta todo lo que ha sufrido.

Hace nueve años, apenas salió con vida cuando una bomba explosionó bajo su Humvee, matando a sus cuatro compañeros y dejandolo  con graves quemaduras. El ataque también de su mano tan gravemente inmovilizada que optó a que se la retiraran.

El sargento Bobby Henline ahora recorre el país realizando rutinas de comedia para recaudar dinero para los veteranos en necesidad y aumentar la conciencia del trastorno de estrés post-traumático.

Pero lo que quiere ahora es ver a un líder de carácter fuerte retomar la Casa Blanca y la derrota del  ISIS.

“Definitivamente necesitamos botas en el terreno”, comentó.

A diferencia de Obama, este héroe de guerra comprende la naturaleza de la guerra y por ello no sorprende que apoye a Donald J. Trump como comandante en jefe.

En el área de